Atún fresco con verduritas




500 g de atún fresco
1 cebolla
4 alcachofas
2 zanahorias
200 g de judias
200 g de guisantes
1 pimiento verde
2 tomates sin piel ni pepitas
1 vaso de vino blanco
200 ml de caldo de pescado
aceite y sal



Limpiamos y cortamos  las verduras. En una olla ponemos a cocer las judias, los guisantes, las zanahorias y las alcachofas, cuando estén tiernas retiramos del agua y reservamos.
En una sartén con aceite rehogamos la cebolla picada con el pimiento verde y los tomates, cuando empiece a tomar color se añade el resto de verduras que tenemos reservadas, sofreimos unos minutos y le agregamos el vino blanco y el caldo, dejamos cocer unos minutos.
Mientras tanto, cortamos el atún en lomos, salamos y doramos en una sartén con poco aceite, se lo añadimos a las verduras y dejamos cocer todo junto unos minutos.


Ratoncito de pure de patata

Una forma simpática y divertida de presentar el puré de patata cuando tenemos niños a la mesa.



2 patatas
1 cucharada de mantequilla
1 aceituna
2 salchichas
1 palito de pan
1 yema de huevo



Pelamos y ponemos a hervir las patatas con sal, cuando estén cocidas, escurrimos del agua y le añadimos la mantequilla, la yema de huevo y hacemos un puré espeso.
Cocemos las salchichas en agua, las cortamos en trocitos reservando los extremos para hacer las patas y las orejas de nuestro ratoncito.
Mezclamos el puré con los trocitos de salchicha y formamos el cuerpo.
Troceamos la aceituna y formamos la nariz y los ojos. Con los trozos de salchicha reservados formamos las orejas y las patas, por último le ponemos el palito de pan haciendo la cola.
Fuente: Noelia "La cucharina Mágica"

Tarta de Chocolate con Maltesers

Los Maltesers son bolas de leche malteada recubiertas de chocolate, están buenísimas y quedan genial como adorno, hay muchas versiones por la red de esta tarta y no me extraña porque queda muy vistosa y es muy fácil de hacer, además esta riquísima!!



65 g de cacao en polvo valor
210 g de harina
250 g de azúcar
1 y 1/2 cucharaditas bicarbonato sódico
1 sobre levadura royal
3/4 cucharadita de sal
2 huevos grandes
180 ml de buttermilk
180 ml agua tibia
3 cucharadas aceite de oliva suave
1 cucharadita de aroma de vainilla
5 paquetes de Maltesers para adornar



Precalentamos el horno a 170º
Engrasamos con aceite un molde desmoldable  y ponemos papel de hornear en la base.
Tamizamos y mezclamos la harina, cacao en polvo, azúcar, levadura,bicarbonato, y la sal.
Añadimos a esta mezcla seca los huevos, buttermilk, agua, aceite y extracto de vainilla, batimos hasta la que la masa no tenga grumos. Echamos todo en el molde que teníamos reservado y horneamos unos 40-45 minutos o hasta que al introducir un palillo éste salga limpio. Dejamos reposar fuera del horno sobre una rejilla unos 15 minutos, pasado este tiempo desmoldamos y dejamos enfriar totalmente sobre una rejilla.
Mientras tanto preparamos el frosting:
Ingredientes:
300 g de azúcar
30 g de cacao en polvo valor
una pizca de sal
150 g de queso crema
225 g de mantequilla
250 g de chocolate 70%
180 ml nata (35% materia grasa)
Preparación:
Derretimos a baño maría el chocolate, dejamos reposar y enfriar un poco.
mezclamos el azúcar, cacao en polvo y sal.
Batimos la mantequilla y el queso ( todo a temperatura ambiente) un par de minutos, añadimos la mezcla del azúcar y batimos durante unos minutos hasta que este totalmente integrado. Echamos el chocolate derretido y seguimos batiendo. Añadimos finalmente la nata y mezclamos hasta que este totalmente incorporada, si vemos que el frosting esta demasiado blando, guardamos unos minutos en la nevera.
Montamos la tarta, cortamos el bizcocho por la mitad y rellenamos con parte del frosting, y con el resto cubrimos toda la tarta.
Adornamos con los Maltersers.



Puding de arroz con cerezas




200 g de arroz
250 g de queso quark
4 huevos
70 g de almendra laminada
50 g de azúcar
1 yogur griego
1 cucharada de canela
100 g de cerezas
mantequilla para  el molde



Cocemos el arroz en agua (1 medida de arroz por dos de agua) reservamos.
Lavamos y quitamos las pepitas a las cerezas, reservamos.
Batimos los huevos con el queso quark y el yogur. 
Mezclamos la almendra molida con el azúcar y la canela, agregamos todo a la mezcla del queso quark, añadimos el arroz y las cerezas que tenemos reservadas y lo ponemos en un molde previamente engrasado, horneamos 15-20 minutos a 170º. 
Lo podemos acompañar con mermelada de cerezas